El 21 de septiembre se celebra el Día Mundial del Alzhéimer, una de las formas más comunes de demencia que afecta especialmente a personas mayores de 65 años y cuya aparición podría prevenirse con un estilo sano de vida.

Representación del Alzhéimer. Fuente de imagen: Infosalus.

¿Es Alzhéimer o es la edad?

El Alzhéimer es una enfermedad neurodegenerativa, un tipo de demencia que afecta tanto a la memoria como a la movilidad física y a la capacidad de hacer cosas o tomar decisiones.

Si bien es verdad que, al envejecer, la memoria tiende a empeorar, hay algunos aspectos a los que cabe prestar atención en calidad de familiares y amig@s de personas que sufren esta enfermedad (o que podrían padecerla en el futuro).

La demencia en cifras

En la actualidad, según datos de la Organización Mundial de la Salud, hay 50 millones de personas que sufren de demencia en todo el mundo. Esta cifra aumenta en 10 millones cada año, y las previsiones de cara al 2050 indican que el número de personas afectadas ascenderá a los 152 millones.

Pese a todo, ésta es una enfermedad a la que, aún hoy en día, no se le da la importancia necesaria, ni para aprender a diagnosticarla ni para combatirla. De hecho, según DiarioMédico, se estima que, sólo en España, entre un 30 y un 40 % de l@s pacientes aún no han sido diagnosticad@s.

Signos característicos a los que estar atent@s

Las personas con Alzhéimer tienden a:

  • Olvidar las cosas, bien de hace años o más recientes.
  • Sentirse desubicadas o perder la noción del tiempo.
  • Perder la capacidad de comunicarse o de recordar el nombre de aquell@s que están en su entorno.
  • Necesitar asistencia para caminar, asearse o hacer sus necesidades.
  • Frustrarse con facilidad si no recuerdan algo.

Alzhéimer, un reto al cariño. Fuente: Alzheimer Universal – YouTube.

¿Qué se puede hacer para ayudar?

La mejor prevención para el Alzhéimer es llevar una vida sana, hacer ejercicio de manera regular (pues está comprobado que éste estimula la actividad del cerebro) y mantener una dieta equilibrada, así como ejercitar la mente, por ejemplo, aprendiendo idiomas.

No obstante, si notas que tienes síntomas propios del Alzhéimer (o que alguien de tu entorno los tiene), lo mejor que puedes hacer es pedir cita con tu doctor@ habitual y solicitar una serie de pruebas neurológicas para descartarlo.

Categories: Ciencia Salud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.